predicacion de diana mendiola ex prostituta.... esta completa

que hermoso ver y saber que DIOS sigue transformando corazones .........el no cambia el sigue siendo el mismo ayer hoy y por los siglos....amen

Vistas: 368

Comentario de CONSUELO LIVIA el mayo 19, 2013 a las 10:43pm

GRACIAS DIOS MIO!!!  POR ESTE VIDEO...GRANDE TESTIMONIO....VARONA LLENA DEL ESPIRITU SANTO...AMEN...ALELUYA!!!!!!!!

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Red Social - Renuevo De Plenitud para agregar comentarios!

Únete a Red Social - Renuevo De Plenitud

RDP En Facebook

Temas de Interés

No te des por Vencido

Promesas de Dios-> El éxito parece estar relacionado con la acción. Los triunfadores se mantienen en acción. Se equivocan, pero no se dan por vencidos. Los que se conforman con lo que logran, tienden a permanecer insignificantes como las cosas que hacen. Hebreos 12:1 Despojémonos del lastre que nos estorba... y corramos con perseverancia la carrera que tenemos por delante. Romanos 12:20 Pero si tu enemigo tiene hambre, dale de comer; y si tiene sed, dale de beber, porque haciendo esto, carbones encendidos amontonarás sobre su cabeza. Romanos 13:1 Sométase toda persona a las autoridades que gobiernan; porque no hay autoridad sino de Dios, y las que existen, por Dios son constituidas.

Reglas para una Vida Feliz

Powerpoint - Reglas para una Vida Feliz 1. Encuentra el término medio entre el trabajo y la diversión, entre seriedad y risa 2. Cíñete a la verdad, aunque te deje en mal lugar o te sientas incómodo. Las mentiras son como fantasmas errantes. 3. Perdona a tus enemigos como parte del precio que pagas por el privilegio de ser perdonado. 4. Pasa tiempo afuera. Camina. Toma mucho sol y aire puro. Deja de vez en cuando que te caiga algo de lluvia o nieve en el rostro y mánchate las manos de tierra. 5. Habla de tus problemas, errores y sueños con alguien de tu confianza.

Reflexiones – La Almohada y La Frazada

Reflexiones - La Almohada y La Frazada Hace mucho tiempo, una niña de una familia adinerada se preparaba para ir a la cama. Decía sus oraciones cuando oyó un sollozo a través de su ventana. Un poco asustada, se asomó por su ventana. Otra niña, quien parecía de su misma edad y desposeída estaba parada en el callejón junto a la casa de la niña rica. Su corazón se identificó con la niña desposeída, ya que estaban en lo más frío del invierno, y la niña no tenía frazada, tan sólo viejos periódicos que alguien había tirado. A la niña rica se le ocurrió una brillante idea. Llamó a la otra niña y le dijo: "Hey, tú, por favor acércate a mi puerta". La niña desposeída estaba tan asombrada que solo pudo asentir.

No temas, Yo te ayudo

Porque soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudo. Cuando dejas que Dios te tomé en sus brazos, es cuando confías tu vida por completo a aquel que te ama. Y más seguro no puedes estar.
Quantcast